Limitaciones del Sistema Cognitivo

13 Atención

Podemos pensar en la atención como un foco. A diferencia de la memoria de trabajo, no hay cuatro focos. Sólo hay un foco de atención, un único rayo de luz. En lo que iluminamos, interna o externamente, es en lo que ponemos atención. ¡No podemos codificar información a la que no prestamos atención! «Seleccionar los estímulos más relevantes en el mundo físico para su pro-cesamiento, mientras se filtra la información menos relevante, nos permite responder rápida-mente a los cambios ambientales críticos y lograr objetivos de comportamiento más eficiente-mente. Este proceso de selección de información se denomina atención» (Katsuki y Constantinidis, 2014).

La atención es un recurso limitado (es decir, parte de nuestros limitados recursos cognitivos). Piensa en una tetera llena de té. Podemos usarla y luego necesitamos un descanso para rellenar-la. Y cuanto más rápido la llenemos, menos tiempo podremos usarla. Por ejemplo, cuanto mayor sea el nivel de autocontrol (por ejemplo, concentración, esfuerzo) más rápido se agotan nuestros recursos de atención y más fácilmente nos distraemos (Inzlicht y Schmeichel, 2012). Esta es una razón por la que la multitarea es improductiva – tenemos que mover rápidamente nuestro foco de atención de una cosa a otra. Utiliza muchos recursos y hace que sea más difícil rendir bien. Recuerde que si no obtenemos la atención del estudiante, la información que estamos enseñando no entrará en su sistema de memoria – o entrará con calidad degradada. La atención es crítica.

Un gran desafío para los educadores es que nuestras necesidades biológicas secuestren nuestra atención. ¿Estamos en peligro? ¿Sintiendo algún dolor? ¿Hambrientos? ¿Sediento? ¿Deshidrata-dos? ¿Demasiado calor? ¿Demasiado frío? ¿Demasiado sueño? ¿Sentimos alguna molestia física o mental? Si alguna de estas necesidades se activa, es difícil suprimirlas por mucho tiempo. Pronto se harán cargo del control de la atención y cualquier aprendizaje no relacionado con estas necesidades será extremadamente difícil. «La autorregulación efectiva parece implicar el uso de la glucosa en el torrente sanguíneo para lograr lo que es una tarea psicológicamente difícil y biológicamente costosa, como sofocar los impulsos propios de comportamiento o tomar decisiones difíciles. Cuando la glucosa – la principal fuente de combustible para todos los procesos cerebrales – se ha agotado, la persona es temporalmente menos capaz de funcionar a niveles óptimos» (Baumeister y Vohs, 2007). Cuando la atención se distrae, se agota, se secuestra, nuestra calidad de codificación es pobre y en los peores casos la información no se codifica, ni siquiera entra en nuestro sistema de memoria.

References

  • Inzlicht, M., y Schmeichel, B. J. (2012). What is ego depletion? Toward a mechanistic revision of the resource model of self-control. Perspectives on Psychological Science, 7(5), 450-463.
  • Baumeister, R. F., y Vohs, K. D. (2007). Self‐Regulation, ego depletion, and motivation. Social and personality psychology compass, 1(1), 115-128.
  • Katsuki, F., y Constantinidis, C. (2014). Bottom-up and top-down attention: Different processes and overlapping neural systems. The Neuroscientist, 20(5), 509-521.

Licencia

Compartir este libro